viernes, noviembre 30, 2007

Dirigentes DC: Conflicto de grupos está llevando a destrucción del partido

En una carta firmada por Osvaldo Artaza, Andrés Palma, Guillermo Pickering, Felipe Sandoval, Marcelo Trivelli, Raúl Donckaster y Germán Acuña, afirman que ''estamos frente a grupos que no tienen voluntad de construir acuerdos'' y que ''en el afán de conseguir el control interno no se ha trepidado en dejar de lado valores cívicos indispensables''. Una fuerte crítica a las últimas directivas de la Democracia Cristiana (DC), en el marco de la crisis por la que atraviesa la colectividad tras la petición de la mesa directiva de expulsar al senador Adolfo Zaldívar, hicieron ex ministros y otros altos dirigentes de la colectividad. La misiva, a la que tuvo acceso El Mostrador.cl, está firmada por dirigentes que pertenecen a distintas corrientes internas: los ex ministros Osvaldo Artaza (Salud) y Andrés Palma (Mideplan, además fue diputado); los ex subsecretarios Guillermo Pickering (Interior y OOPP), Felipe Sandoval (Pesca, además fue vicepresidente de Corfo); el ex intendente Marcelo Trivelli y los dirigentes Raúl Donckaster y Germán Acuña. Bajo el nombre de “Hay que renacer, perdón y nunca más, frustración, dolor y pérdida”, los militantes de la DC afirman que en este caso “estamos frente a grupos que no tienen voluntad de construir acuerdos y son incapaces de superar sus diferencias históricas que se arrastran por casi 40 años” “Quienes firmamos esta declaración nos sentimos frustrados por el fracaso de la forma actual en la que se practica la política y por la situación extrema en la cual se encuentra nuestro partido. En este escenario de conflicto nadie gana, más aún, todos perdemos y eso le hace mal a Chile y a su gente”, agregan. A juicio de los firmantes, este “ha sido un proceso largo, en el cual una seguidilla de errores ha llevado a que el deterioro de la convivencia se trata de recomponer por la vía de la imposición, desde uno y otro lado”. A la hora de analizar cómo se llegó a la actual situación, los dirigentes consideran que “en este permanente conflicto se han destruido mutuamente y están llevándonos a la destrucción del Partido Demócrata Cristiano. En los últimos 15 años, figuras como Valdés, Foxley, Alvear y Zaldívar, entre otros, han caído victima de la mezquindad de unos y otros". Y enfatizan que “el campo de batalla ha sido la estructura del Partido Demócrata Cristiano y en el afán de conseguir el control interno no se ha trepidado en dejar de lado valores cívicos indispensables para aunar voluntades tras un objetivo común de equidad, seguridad y oportunidades”. En este escenario, hacen un llamado a que dentro de la DC se haga “una profunda reflexión personal de cada militante y dirigente de nuestro partido y los invitamos a asumir con humildad los errores del pasado, por no haber hecho todo lo que podíamos para impedir estas malas prácticas políticas y a comprometernos a que nunca más sucedan. Nosotros desde ya lo hacemos”. Concluyen sosteniendo que “tenemos plena fe y ratificamos la vigencia de los principios humanistas cristianos y creemos que apegados a ellos, reviviéndolos, el Partido y todos los militantes podremos volver a prestar al país el servicio que los chilenos se merecen”.

........HAY QUE RENACER.....

Quienes firmamos esta declaración nos sentimos frustrados por el fracaso de la forma actual en la que se practica la política y por la situación extrema en la cual se encuentra nuestro partido. En este escenario de conflicto nadie gana, más aún, todos perdemos y eso le hace mal a Chile y a su gente.
Ha sido un proceso largo, en el cual una seguidilla de errores ha llevado a que el deterioro de la convivencia se trata de recomponer por la vía de la imposición, desde uno y otro lado.
¿Cómo llegamos a este punto?
Estamos frente a grupos que no tienen voluntad de construir acuerdos y son incapaces de superar sus diferencias históricas que se arrastran por casi 40 años. En este permanente conflicto se han destruido mutuamente y están llevándonos a la destrucción del Partido Demócrata Cristiano. En los últimos 15 años, figuras como Valdés, Foxley, Alvear y Zaldívar, entre otros, han caído victima de la mezquindad de unos y otros.
El campo de batalla ha sido la estructura del Partido Demócrata Cristiano y en el afán de conseguir el control interno no se ha trepidado en dejar de lado valores cívicos indispensables para aunar voluntades tras un objetivo común de equidad, seguridad y oportunidades.
Llamado:
Hacemos un llamado a una profunda reflexión personal de cada militante y dirigente de nuestro partido y los invitamos a asumir con humildad los errores del pasado, por no haber hecho todo lo que podíamos para impedir estas malas prácticas políticas y a comprometernos a que nunca más sucedan. Nosotros desde ya lo hacemos.
Tenemos plena fe y ratificamos la vigencia de los principios humanistas cristianos y creemos que apegados a ellos, reviviéndolos, el Partido y todos los militantes podremos volver a prestar al país el servicio que los chilenos se merecen.

Santiago de Chile, 29 de noviembre de 2007.

Mario Lizana
Guillermo Pickering
Osvaldo Artaza
Paulina Reinoso
Juan Claudio Reyes
César Gómez
Felipe Sandoval
Edgardo Ozimica
Andrés Palma
Marcelo Trivelli
Raúl Donckaster
Carlos Espinoza
.

Figuras DC concluyen que fin de crisis pasa por expulsión de Zaldívar o mesa debería renunciar

Luego de analizar durante tres horas la compleja situación por la que atraviesa el partido, representantes de las distintas tendencias internas de la DC llegaron a una sola conclusión: la crisis de la colectividad sólo terminará con la expulsión de Adolfo Zaldívar.
Es lo que dijo Edmundo Pérez Yoma, ex ministro de Eduardo Frei, tras la verdadera cumbre política que sostuvieron las figuras del partido -excepto representantes "colorines"- que se reunieron anoche en la casa del ex diputado Luis Pareto, convocadas por la crisis que consideran sin vuelta atrás."O sea, aquí la crisis se supera con la expulsión de Zaldívar; yo no veo otra salida", declaró Pérez Yoma, quien agregó que si esto no ocurre "ahí sí que estaríamos en una crisis muy grande", en cuyo caso tendría que renunciar la directiva que preside Soledad Alvear, que pidió la sanción para el senador por firmar una declaración en conjunto con la Alianza, en la que fundamentaba su voto negativo para el Transantiago.Las declaraciones las formuló poco antes de que la senadora Alvear declarara anoche en TVN que "si el senador Zaldívar hubiera renunciado estaríamos trabajando muy bien y es lo que esperamos que vamos a hacer si lo decide el Tribunal Supremo".
En la misma línea se plantearon en casa de Pareto representantes del ala de los "guatones", como el ex diputado y esposo de la senadora Soledad Alvear, Gutenberg Martínez; el secretario general, Moisés Valenzuela; el alcalde Sergio Puyol, y el diputado Gonzalo Duarte; a cercanos al "freísmo", como Pérez Yoma, Francisco Frei y el ex senador Sergio Páez; y algunos "chascones", como el ex diputado Andrés Aylwin. No llegaron a la cita Patricio Aylwin, Jaime Ravinet, Genaro Arriagada, Mariano Ruiz-Esquide y Claudio Huepe.Sin discursos, sino en una conversación informal acompañada con pizzas, sostuvieron que hasta el martes se pudo buscar una salida que permitiera la permanencia de Zaldívar en el partido, pero opinaron que ese día el parlamentario selló su partida al acusar a la directiva de estar coludida con la corrupción, actuar como una asociación ilícita e ir camino de terminar como el PRI mexicano. Con esto concluyeron que el propio senador dejó sin otra opción al TS que fallar su expulsión.Conscientes de que al expresar esta postura podrían ser tildados de ejercer presiones sobre esa instancia disciplinaria, estimaron que pese a lo que puedan decir ellos están en su derecho de emitir una opinión política. Más aún, sostuvieron que es mejor que esta situación estalle ahora, aunque los "viejos tercios" hicieron prevenciones acerca de los efectos que tendrá que Zaldívar extienda la situación con recursos en los tribunales ordinarios, con eventuales costos políticos para la senadora Alvear, frente a lo cual otros profundizaron el apoyo a lo obrado por la directiva diciendo que "Zaldívar se tiene que ir".
Brigada Chacón reaparece desplegando lienzos con frases alusivas a Adolfo ZaldívarCon llamativos lienzos pintados en diversas esquinas de la capital, la denominada Brigada Chacón, la misma que surgiera en los ochenta bajo el alero del PC, ha reaparecido en los últimos días para desplegar una intensa campaña en contra de Adolfo Zaldívar, instalando incluso uno de sus papelógrafos frente a la oficina que el senador tiene en calle Moneda (el que fue retirado).Con una marcada sensibilidad pro concertacionista, la brigada que se desvinculara del PC en 1994 y que apoyara la campaña de Lagos el 99, conserva la estrella azul como firma en sus afiches.
Ravinet criticó petición ante el TSEl consejero nacional DC Jaime Ravinet consideró una "torpeza política" haber pedido la expulsión del senador Adolfo Zaldívar y se mostró en desacuerdo con los que han manifestado que el senador "ojalá se vaya porque así nos quedamos más tranquilos". Planteó que Soledad Alvear actuó tardíamente y que al partido le haría bien tener una mesa más integrada que le pusiera "paños fríos" al conflicto.

Colorines exploran salida negociada a situación de Zaldívar y mesa se opone

Disidentes apuntan a que una junta nacional extraordinaria sea convocada para discutir desde un punto de vista político el cuadro en torno al senador colorín. No obstante, el alvearismo cree que es demasiado tarde para este arreglo por fuera de la juridicidad interna.
Mientras los colorines están dispuestos a aumentar la presión para explorar una salida política al conflicto que hoy cruza a la DC, debido a la solicitud de expulsión de su líder, Adolfo Zaldívar, que comenzará a ser vista el lunes 3 en el tribunal supremo, la mesa alvearista, que ha reclamado la salida del parlamentario, no dudó ayer en dar un portazo a esa alternativa mediadora.
Según cree la dirección, en lugar de distenderse, la situación interna se ha agravado, fruto de las últimas declaraciones del senador, que ha acusado a la dirección de estar coludida con la corrupción y de ser una "asociación ilícita" que opera a través del partido transversal que controlaría la Concertación.
Aunque el clima democratacristiano es borrascoso, los seguidores de Zaldívar no quieren verse empujados a optar entre seguir a un senador expulsado -con el riesgo que implica para sus agendas personales- o quedarse en una colectividad donde ya no son queridos. Para enfrentar este dilema -que no es en todo caso el de Zaldívar-, ha ido tomando fuerza la idea de resolver la diferencia a través de una discusión y una votación política a puertas cerradas en el marco de una junta nacional extraordinaria, según lo describió el diputado Pedro Araya.
Esta línea en que están embarcados diputados colorines será afinada el próximo lunes 3, pero antes será planteada formalmente al propio senador Zaldívar el domingo 2, cuando éste reciba el apoyo de dirigentes y militantes de base en un almuerzo que está programado en el Hotel Las Acacias, de propiedad de la esposa del parlamentario.
RECHAZO
No obstante, esta vía está lejos de ser considerada por la plana mayor del falangismo. Así de claro lo dejó establecido ayer el vicepresidente Jorge Burgos, que sepultó la posibilidad de que la mesa se abra a buscar una salida política al conflicto partidario.
El diputado fue categórico en señalar que, hasta ahora, no existe ningún elemento nuevo que haga modificar el criterio asumido por la mesa alvearista de marginar de la DC a Zaldívar. Por el contrario, consideró que todo lo que ha ocurrido luego de la primera petición de expulsión -hecha el lunes 26- ha "acentuado" el conflicto. Incluso, agregó, "cada minuto que pasa se ahonda más el problema".
Si bien advirtió que todos tienen derecho a buscar una salida pactada, insistió en que esta acción tiene una nula posibilidad de prosperar, "sobre todo si Adolfo Zaldívar afirma que la directiva de la DC ha incurrido en una asociación ilícita, al estar coludida con la corrupción".
La imposibilidad de que la mesa baraje una salida política al cruce con Zaldívar también se vio reflejada en las opiniones que ayer vertió la presidenta Soledad Alvear. La senadora afirmó estar convencida de que la determinación de la cúpula es correcta y necesaria. En el programa de TVN "Vía Pública" comentó que le parece "difícil" que la mesa "coexista" con una figura como Zaldívar y apeló a que la calma retornará sólo si éste es expulsado.
"Tenemos la interferencia de una persona", detalló Alvear, al negar que el conflicto se extienda a los demás parlamentarios díscolos -en un claro gesto de mano tendida a los otros colorines- y al defender el derecho de la mayoría -"¡hemos ganado la elección con el 70%!", recordó- de fijar las líneas a seguir si se rompen las reglas del juego interno. "Dado que no se retiró, como debió haber hecho, y ha tenido una cantidad de expresiones poco escuchadas en el mundo político, me parece difícil que coexista (con la dirigencia)".
Pese a esta posición, Alvear se negó a confirmar si renunciaría en caso de ser derrotada su estrategia en el tribunal supremo, porque esto "puede ser interpretado como una presión".
Sin embargo, destacó que Zaldívar debió "haber hecho lo que hizo Fernando Flores cuando no se sintió cómodo en el PPD o lo que hizo Carlos Cantero cuando no se sintió cómodo en RN", es decir, dar un paso al lado. "Si uno no se siente cómodo en el partido en que milita, no se siente cómodo en la coalición a la que el partido pertenece y está en un Gobierno que no le gusta, ¡para qué sigue permaneciendo en ese partido!", postuló.
Según Alvear, hay un solo responsable: "Quien ha generado esta situación brutal que estamos viviendo es el senador Adolfo Zaldívar. Si hubiese renunciado a la DC, estaríamos viviendo muy bien y trabajando muy bien, como lo vamos a hacer, espero, si el tribunal toma su decisión".
Con todo, en un indicio de la fragmentación colorina, la ministra de Sernam, Laura Albornoz, parte de la tendencia, dijo que continuará en el gabinete mientras cuente con la confianza de la Presidenta. "Estoy muy entusiasmada y estoy en mi cargo mientras cuente con su confianza. Como me siento con esa confianza, sigo trabajando con mucho ímpetu y alegría", indicó la ex jefa de gabinete del colorín Jaime Mulet.

Genaro Arriagada: "La DC va a terminar destruida si tiene constantemente dos opiniones sobre todo"

Un crudo análisis de la situación que vive actualmente la Democracia Cristiana hizo esta mañana el ex ministro Genaro Arriagada.
A juicio del cientista político, el clima de división por el que atraviesa su partido amenaza con "destruir" el partido y por ello debe ser solucionado a la brevedad.
"Me duele lo que pasa, pero lo peor que podría hacer es no decir que estamos en una crisis muy profunda. La Democracia Cristiana va a terminar destruida si tiene constantemente dos opiniones sobre todo. Eso no funciona, y esto tiene que ser solucionado", dijo en enetrevista a radio Agricultura.
Arriagada hizo un enfático llamado al orden o a reconocer que la DC debe separarse en dos partidos. "Y que esos dos partidos se midan en las próximas elecciones y que la gente decida", agregó.
Tomando en cuenta el nivel de la disputa interna en la falange, para el ex ministro Secretario General de la Presidencia solo hay dos caminos, que Zaldívar respete las instituciones del partido o que "alguien" se vaya del partido.
"Una solución es que se respeten las instituciones del partido, y en ese cuadro nadie podría decirle a Adolfo Zaldívar váyase, pero se respetan las instituciones y él deberá quedarse y luchar por un nuevo período como presidente. La otra alternativa es simplemente que aquí alguien tiene que irse, pero no es posible que esto continúe porque esto nos mata", sentenció.

Piñera respalda a Alvear ante críticas de Zaldívar sobre corrupción en la DC

Pese a expresar su concordancia con el senador colorín en el voto por el Transantiago, el empresario lamentó la "odiosidad" de sus declaraciones y afirmó que la directiva de Alvear "no es corrupta ni es una asociación ilícita". Además, el presidenciable RN rechazó la proposición de Novoa para que los "díscolos" de la Cámara formen una bancada independiente.

Cuando Sebastián Piñera llegó a TVN para grabar el programa Vía Pública -exhibido anoche- se encontró con que Soledad Alvear ya estaba sentada frente a un espejo, en el proceso de maquillaje. Inmediatamente se acercó, la saludó afectuosamente y comenzó a hacerle preguntas sobre el turbulento trance que vive la DC.
Mientras se sentaba para ser maquillado junto a ella, el empresario le dijo que sentía mucho lo que estaba ocurriendo en la DC, ya que "una cosa son las posiciones políticas y otra el cariño y aprecio que tengo hacia mucha gente de la DC".
Luego, dentro del estudio 6 y ante Amaro Gómez-Pablos, Piñera volvió a manifestar su solidaridad con Alvear, rechazando las críticas del senador Adolfo Zaldívar, quien acusó a la mesa DC de "estar coludida con la corrupción" y transformarse en una "asociación ilícita". Pero antes de hacerlo el empresario aclaró que compartía el rechazo del parlamentario a nuevos recursos al Transantiago.
"Noto en la DC, por las declaraciones de Zaldívar, una odiosidad y un rencor muy profundos. La directiva, con la cual tengo muchas coincidencias y muchas discrepancias, no es corrupta ni una asociación ilícita", dijo Piñera, quien, por lo general, hace declaraciones tras consultar encuestas sobre un tema.
"Ese lenguaje le hace mal a la política, porque cuando los políticos se descalifican como si estuvieran en la mafia italiana, con toda razón la gente se aleja de la política", agregó.
Cercanos al empresario justifican las críticas a Zaldívar debido a los enfrentamientos que sostuvo con él en 2005, en la campaña presidencial. En ese momento, el entonces timonel DC cuestionó duramente los guiños de Piñera para acercarse al electorado falangista y lo enfrentó señalando que había que recordar que Piñera es un "hombre de derecha y de la derecha económica para ser precisos".
La postura de Piñera contrasta con el férreo apoyo a Zaldívar que han explicitado personeros de la Alianza, entre ellos Joaquín Lavín.
El respaldo a Alvear se vio reforzado cuando, minutos más tarde, el presidenciable marcó distancia del senador UDI Jovino Novoa, quien llamó a Zaldívar a formar una bancada independiente con Carlos Bianchi y Fernando Flores. "Me inquieta esta idea de que pequeños grupos terminen siendo el árbitro que resuelve hacia un lado y otro. (...) Cuando hay una bancada, tiene que haber un proyecto común, y yo no creo que lo haya entre los senadores Flores, Zaldívar, Cantero y Bianchi. Son cuatro personas respetables, pero cada una con sus propias ideas", agregó.
SISTEMA BINOMINAL
Pero no todo fue elogios entre Alvear y Piñera, quienes se enfrentaron cuando el empresario dijo estar de acuerdo con cambiar el sistema binominal y la timonel DC le recordó que RN votó contra esa reforma.
Y ante la pregunta de si estaba dispuesto a fijar un plazo para aprobar la modificación al sistema electoral, Piñera dijo: "Un año es más que suficiente".
Adolfo Zaldívar, en tanto, acusó a la mesa DC de "perder todo el juicio" por la presentación de la nueva solicitud de expulsión. Su abogado, Hernán Bosselin, afirmó por su parte que "Adolfo, al hablar de asociación ilícita, se refería al partido transversal que él siempre ha denunciado, no a la DC. Yo conversé con él y me dijo eso".

...NI UN PASO ATRAS, SINO CIEN ADELANTE....

CARTA APOYO
AL
CAMARADA SENADOR DON ADOLFO ZALDIVAR
Los abajo firmantes, dirigentes del Distrito 29 de la Democracia Cristiana (Puente Alto, La Pintana, Pirque, San José de Maipo), solidarizan con el camarada senador don Adolfo Zaldívar, en el problema que se le presenta con la directiva del Partido Demócrata Cristiano, quienes nuevamente le han pasado al Tribunal Supremo del Partido.
Creemos que un senador que se ha atrevido a alzar su voz de protesta en contra del Transantiago, una verdadera catástrofe social para los santiaguinos, no debiera ser sancionado por el Partido, sino que debería ser imitado por otros camaradas parlamentarios. Los que sufrimos en carne propia las humillaciones diarias de este sistema de transportes que nos impuso el Gobierno de la Concertación, reconocemos y agradecemos de Ud. camarada Zaldívar, la valentía de defendernos de la indiferencia del Gobierno y la DC. El Transantiago, es un muerto que ni la DC ni la Concertación, se atreven a llevar al cementerio, y se contentan con prenderle velas, ponerle flores y meterle plata.
Camarada Zaldívar, “ni un paso atrás, sino que cien adelante” (Radomiro Tomic)

RAMON GOMEZ PINTO HUGO YAÑEZ TORRES
Presidente Distrital Primer Vicepresidente

DEMOCRATAS CRISTIANOS DEL BÍO BÍO RECHAZAN EXPULSIÓN DE ZALDIVAR

En un comunicado al que tuvo acceso Crónica Digital, los demócratas cristianos de esa sureña región, señala que "el país ha presenciado como el Gobierno y la oposición han sobrepuesto a sus diferencias políticas y han suscrito dos importantes acuerdos en las últimas horas (educación y seguridad), mostrando un camino de superación de las diferencias políticas en beneficio de todo el país, situación que ha recibido el apoyo unánime de todos los chilenos". En este escenario, dicen los DC, resulta incomprensible que la Directiva Nacional, adopte un camino distinto para superar las legítimas diferencias que existen al interior de la colectividad, lo que no contribuye al reestablecimiento de una adecuada convivencia al interior de la concertación, ni mucho menos del PDC. "Creemos que el país y la militancia del PDC esperan de la conducción partidaria, respeto ante la diferencia de posiciones internas, de la misma manera que se ha superado diferencias políticas externas, en aras a cautelar el bien mayor que constituye la unidad del partido", indica el comunicado de prensa. Los militantes de la flecha roja, sostienen que están convencidos que la lealtad con el gobierno y la Concertación, "no se encuentra en la obsecuencia, pues estas son lealtades mal entendidas".
"Al gobierno de la presidenta Bachelet no le ayuda un partido democratacristiano que calle ante las malas decisiones o que avale la mala gestión, que ampare situaciones de corrupción, o que olvide que su razón de ser, es defender al pueblo antes que posiciones que puedan aparecer como políticamente correctas, pero que en su esencia afectan a la comunidad nacional", apunta la nota. Para los falangistas creer en un partido que aporta al Gobierno y a Chile desde su esencia de partido de raigambre cristiana, y que pone el centro en construir desde una economía social de mercado, una sociedad más justa, con menos desigualdades, con menor concentración de la riqueza, en donde los más desposeídos y la clase media pueden encontrar gente que los escuche y dispuestos a defenderlos, creemos en un partido que no duda en el valor supremo de la vida y en la trascendencia de la persona humana. "Solidarizamos con el senador Adolfo Zaldívar, valoramos su trayectoria al servicio de la democracia cristiana y de Chile, la que se ha visto en tantos momentos, siendo uno de los primeros abogados que se dedico a luchar por la defensa de los derechos humanos cuando muchos callaban; que ayudo a democratizar el colegio de abogados, que se preocupo de fiscalizar la corrupción en dictadura y ha mantenido esta conducta en democracia, que inscribió al partido y jugo un rol decisivo para ganar el plebiscito". Dicen reconocer en Zaldivar, "al hombre que frente al desastre político de la no inscripción de candidatos del PDC tomo la bandera de la rectificación y salvo al partido del desastre".Por último llaman al partido a no perseguir a "un hombre que ha dedicado su vida a nuestra causa, defendiendo siempre a la persona humana, la libertad, la probidad y transparencia en el servicio público, a la gente de trabajo y esfuerzo; y por otro lado no hace nada respecto de quienes abusan de la confianza pública y de los más desposeídos en los casos de EFE o del Transantiago. No entendemos este doble estándar."
Concepción, 29 de noviembre 2007

Ex miembros del TS de la DC piden citar a conciliación a Alvear y Zaldívar

Abogados Florencio Ceballos, Eduardo Thayer y Eduardo Vio presentarán solicitud para que la instancia llame a las partes. En el escrito, al que accedió El Mostrador.cl, recuerdan que el organismo, además de sancionar, también debe velar y promover valores de ''convivencia fraterna y solidaria y respeto a la diversidad de opiniones''. Recordando a Jacques Maritain, considerado el ideólo , Un grupo de ex miembros del Tribunal Supremo de la Democracia Cristiana (DC) presentará este jueves una solicitud a la instancia partidaria para que cite una conciliación a la directiva y al senador Adolfo Zaldívar, antes de resolver la solicitud de expulsión presentada contra el parlamentario por Aisén. El pedido, al que tuvo acceso El Mostrador.cl, está suscrito por los abogados Florencio Ceballos Bustos, quien ocupó la presidencia del ente disciplinario a mediados de la década del ’90, Luis Eduardo Thayer Morel y Eduardo Vio Grossi, quienes también fueron parte del organismo. La solicitud se fundamenta en el artículo 102, letra g), de los estatutos del partido, que contemplan la posibilidad de citar a una conciliación para “lograr, a través del diálogo, el restablecimiento al interior del partido, de la efectiva vigencia de sus principios fundamentales y, en definitiva, su unidad como bien superior sustentado en el humanismo cristiano”. Según los dirigentes, al TS le compete no sólo conocer y juzgar las denuncias por infracciones y faltas a la disciplina partidaria, sino que también colaborar en la promoción y logro de los valores que la sustentan, entre ellos, “la convivencia fraterna y solidaria y al respeto a la diversidad de opiniones. Citando al "humanismo heroico" del filósofo francés Jacques Maritain, recuerdan el “espíritu y la práctica de camaradería que, desde sus inicios, caracterizó al partido como una comunidad de valores fraterna y solidaria que, por ende, siempre aceptó y respetó la diversidad de opiniones frente al quehacer político cotidiano”. “Convencidos de que muchos militantes comparten con los suscritos no sólo la tristeza y preocupación por la situación por la que atraviesa el partido y expresada, en alguna medida, en la presente causa, sino también la esperanza de que los dirigentes partidarios harán los mayores y mejores esfuerzos para superarla prontamente para bien del partido y de Chile”, agrega la presentación.

Alvear planea mantenerse a la cabeza del partido y complica opción de Frei

Si bien el presidente del Senado evalúa alzarse como la figura de consenso para liderar la DC una vez que expire el periodo de la directiva actual, fuentes alvearistas sostienen que la idea es que la parlamentaria se mantenga en su cargo. En tanto, diputados colorines descartaron apoyar censura a la mesa de la Cámara. Pese a que la disputa entre la directiva de la Democracia Cristiana (DC) y el senador Adolfo Zaldívar está al rojo vivo, en la colectividad continúan con el calendario de trabajo estipulado previamente. De hecho, este viernes se cierran las inscripciones de los precandidatos para los comicios municipales, lo que tiene a los líderes falangistas –de todas las vertientes- trabajando activamente en la concreción de las postulaciones. Es que en la estructura de la DC se insiste que la colectividad sigue funcionando de manera normal, a pesar del episodio que tiene a sus dirigentes dando la imagen de que el partido se encuentra en punto de quiebre. Por ello, colorines y alvearistas no han tenido muchas posibilidades de encuentro, pues la mayoría de los parlamentarios se encuentra en sus distritos viendo cuestiones internas. Mientras, cada sector monitorea intensamente la evolución de los hechos y hace sus cartas de navegación. Costo inevitable Si bien el presidente del Senado, Eduardo Frei, evalúa la posibilidad de alzarse como figura de consenso y liderar una mesa de unidad, lo cierto es que tiene poco margen de maniobra, pues se topa directamente con la planificación de la mesa directiva que planea permanecer, con Soledad Alvear a la cabeza, más allá de abril del próximo año. En abril del 2008, la DC tiene que insertarse en un proceso de elecciones internas y, en ese contexto, se había planteado la posibilidad de una mesa de consenso para que la senadora se concentrara en sus aspiraciones presidenciales. Sin embargo, fuentes del partido afirman que existe un 99% de posibilidades de que Alvear opte por ir a la reelección. De hecho, fuentes alvearistas explican que tradicionalmente, cuando se está en periodos electorales –como el que empieza el 2008-, la Junta Nacional le pide a la mesa directiva que se mantenga en su cargo para enfrentar los comicios. Es poco probable que los colorines no presenten una candidatura a dirigir el partido. Ante ese escenario, los cercanos a Soledad Alvear no dudan en señalar que, de ser así, competirán. Es que en el alvearismo existe certeza de que si hay elecciones internas, se van a imponer, pues sacan cuentas de que actualmente tienen alrededor del 70% de respaldo en el partido. La idea es mantener a Alvear a la cabeza de la DC hasta que haga una definición presidencial oficial, ella de un paso al lado y deje a figuras cercanas a cargo de administrar la mesa. Ello, dejaría a Frei en un difícil escenario, pues si quisiera encabezar la colectividad tendría que enfrentarse directamente en una elección con Alvear, escenario que, según los alvearistas, favorece holgadamente a esta última, pues el presidente del Senado no tiene trabajo en las bases del partido y tiene escasa representación en el Consejo y la Junta. En cuanto a Andrés Zaldívar, los afines a la directiva lo ven como un aliado, que difícilmente hará una operación que perjudique a la timonel DC. A pesar de tanto análisis positivo, entre los cercanos a la presidenta de la falange hay conciencia de que la decisión de pedir la expulsión de Adolfo Zaldívar puede tener efectos negativos en lo inmediato desde el punto de vista de la imagen pública de Soledad Alvear. Sin embargo, enfatizan que era necesario tomar una decisión de esta naturaleza, pues con la actitud del líder colorín dentro del partido, difícilmente hubieran podido catapultar la opción de la senadora para La Moneda. En este juego del “todo por el todo”, explican que era mejor tomar esta decisión ahora, cuando aún falta tiempo para las definiciones presidenciales, para asumir los costos inmediatos de este hecho y luego revertirlos en el tiempo. “Dos años es mucho tiempo”, se sostiene. Colorines y el Transantiago En el otro lado de esta polémica, los diputados colorines resolvieron que no respaldarán la censura a la mesa de la Cámara de diputados que se votará el martes de la próxima semana, una vez que se retomen las actividades en el Congreso. Si bien en un comienzo se había señalado que votarían a favor de la censura, en vista de lo sucedido con Adolfo Zaldívar, la disidencia puntualiza que ellos no iniciarán una ofensiva en lo político si no en los temas ciudadanos. Consultada al respecto, la diputada Alejandra Sepúlveda afirmó que van a apoyar a su correligionario que preside la Cámara Baja, Patricio Walker. La parlamentaria explicó que “en los temas ciudadanos, nosotros vamos a seguir evaluando cómo se tiene que votar, en los temas que sean consecuencia para la vida cotidiana de las personas”. Según explican fuentes ligadas a los colorines, en el plano legislativo estudiarán profundamente el informe de la comisión investigadora sobre el Transantiago, pues ése es el tema que seguirá siendo central en su acción. Así, si no quedan satisfechos con el informe que apoye la Concertación, ellos no concurrirán con sus votos. Otro aspecto que está en análisis es pedir la convocatoria de la Junta Nacional para analizar el caso de Adolfo Zaldívar, para lo cual requieren el apoyo de un tercio de los integrantes de esta instancia. Sin embargo, ello conlleva ciertas dificultades, pues quien debe convocar a la Junta es el secretario nacional del partido y, por otra parte, el resultado de un encuentro de esta naturaleza es totalmente incierto para los colorines, pues la mesa directiva cuenta con un fuerte apoyo de los representantes. Difícil una conciliación En la mesa directiva no cayó bien la posibilidad planteada por la defensa de Adolfo Zaldívar de pedir a los senadores de la Alianza que firmaron el documento contra las platas del Transantiago, que testifiquen ante el Tribunal Supremo de la DC. El secretario nacional del partido, Moisés Valenzuela, señaló que es “lamentable ese tipo de declaraciones”, e indicó que “en la cuestión política esto sólo viene a demostrar que Adolfo Zaldívar y las personas que opinan favorablemente a Adolfo Zaldívar, no tienen idea lo que significa la construcción de un partido político, si llegan al límite de plantear que dirigentes de otros partidos pudieran eventualmente venir a declarar, eso demuestra claramente el desprecio con la institucionalidad partidaria y por las funciones del partido”. En cuanto a la petición hecha por ex miembros del Tribunal Supremo de la DC, de que antes de resolver sobre la expulsión de Adolfo Zaldívar cite a una conciliación entre la directiva y el parlamentario, Valenzuela sostuvo que “la mayoría sustancial del consejo nacional del partido, el 80% de sus miembros, y la unanimidad de la directiva nacional ha tomado la decisión de poner estos antecedentes ante el Tribunal Supremo... aquí no se trata de dos personas que están peleando, que uno pudiera llamar y decir concíliense”. En este contexto, este lunes se reunirá el Tribunal Supremo de la DC para resolver la admisibilidad de las presentaciones de la mesa contra Adolfo Zaldívar y si confirma la decisión de expulsarlo del partido.

jueves, noviembre 29, 2007

UN CLARO SÍNTOMA DE LA DECADENCIA ...JRafael Veliz.

Eventualmente la causa, es una sola, pero se podrá en algún momento pensar, que estamos en un sistema democrático coherente, la lógica hoy dice que no, es solo el acuerdo el que se impone, en estricto rigor, sin importar el nepotismo, la prepotencia, la falta de verdad y razón, es claro también, que para que exista una pelea a lo menos deben haber dos contrincantes, si hay uno no existe la pelea. Pues entonces uno no es ninguno y dos un montón. La pelea debió evitarse y quien podrá negar en este momento, ¿de que no se utilizo toda la artillería pesada en uno?, ¿la poca capacidad de unión?, el mejor no hablar de ciertas cosas – es lo que preocupa – en todo caso sigo pensando que la incapacidad de lograr acuerdos, la incapacidad de debatir, la falta absoluta de criterio y acuerdo, entre lo que se dice hacer y lo que se hace, la lata es que todos estamos involucrados, y el que tiene mantiene. Hoy veo el claro ejemplo del vació existencial de algunos, que le es más fácil arrojar, que transformar. En la crisis del 70, tengo entendido fueron expulsados los del mapu del partido y otros de izquierda cristiana. Muchos de ellos creyentes de Dios fueron expulsados, no hubo perdón ni olvido, para los representantes del pueblo.
¿Hoy no existe una muestra de unión?, de todas maneras la unión no se busca donde existe. Necio la unión se busca en evitar y prevenir ciertas cosas, estamos claros que todos observan y me quedo en la superación y la transformación, siempre fue y será después de un cambio o hecho político; la grandeza o la pobreza. Creo tener claro también que la capacidad de tolerancia es menos o igual a 17 + 17. De lo contrario otro circo mas…
Cuando me expreso jamás hablo de acuerdos con la derecha y aunque se tergiversen mis palabras como muchas veces lo ha hecho charlitos el pollito with, jamás pero jamás podrán abanderarme con ninguna otra bandera que no sea la del espíritu cristiano, porque jamás me he comido a nadie ni he matado a mis hermanos por poder y jamás estaré mas cerca de Allende en la igualdad y a Freí padre en el espíritu de unidad y del nuevo Chile.
Escucha necio que hablas con esa pobre lengua de víbora, yo soy un cristiano decente y honesto ni robo ni mato, y jamás transare mi honra y honor, jamás seré derecha ni fascista y aquellos que me quieren encasillar en derechista por ser capaz, no es mas que su vil y arrogante vació existencial, los que hace llamen a la confusión, para solo sacar provecho a paganas actitudes. Quienes me conocen dan fe de mi procedencia y mi grandeza que esta reflejada en los míos, en mi madre quien fue padre y madre a la vez, quien me consoló, me instruyo, y su ejemplo me hizo grande, necio deberías nacer de nuevo, pues por el contrario oído circunciso te dieron y hoy mas te queda pensar en la oración que te salvo, hablar de ciertas cosas sin fundamento, culpar a otro, y de avalar atrocidades no es mas que el reflejo del miedo que tienes de mi grandeza. Y seguiré superándome pero jamás lo haré con arribismo barato como tú lo has hecho. Falso inscribiste a mas de 100 como falso profeta actuaste y por tus frutos te identificáis, cuando les visite aborrecieron mi partido por tu incapacidad, y vienes a mi tratando de mostrarme verdad, razón y justicia, falso e iluso, me convenciste de tu hambre de poder. Asume tu responsabilidad, a los que enviaste eran los fieles que te encomendaron, que triste, ya tienes quien te juzgue, la justicia del réquiem. Te daré de tu propia medicina. Como pecas pagas, te deseo lo mejor y que tus días se alarguen y que jamás milites en derecha Charlito pollito with.
Dios me hizo independiente, soy y lo seré siempre, por que ante todo mis valores son cristianos, milito en el único partido que esta de acuerdo a mis valores de vida, y se perfectamente que el avisado ve el mal y se aleja, se podrán llevar el balón, pero solo, hasta que la muerte les separe de él y lo suelten, el partido jamás, por ahora me encargare que así sea, larga vida me espera.
Juan R. Véliz Vera
Demócrata Cristiano
Estimadas y Estimados
Camaradas, Amigas y Amigos:
Con gran éxito se realizó una reunión dónde se unieron simpatizantes jóvenes y adultos democratacristianos, simpatizantes e independientes, entre quiénes destacan dirigentes a nivel nacional, regional y provincia, como también dirigentes a nivel estudiantil.
En esta convocatoria, se analizó el proyecto de crear una agrupación social-comunitaria hacia los ciudadanos de esta Comuna, dónde circulan millones de personas diariamente y viven otras cuantas miles. Esta Agrupación convergerán Áreas como: Social, Económica, Educacional, Jurídica, Investigación y Cultural.
Por otro lado, se encontró el apoyo y la pertinencia de postular una candidatura joven hacia una Concejalía para Santiago Centro.
Desde ya agradecemos quienes acudieron a esta invitación y al respaldo obtenido para esta pequeña gran empresa que como característica principal posee la transversalidad.
....se despide fraternalmente.-- Ignacio Imas Arenas Presidente Stgo-Centro JDC

....Pilar Cita...

.....no se que pensar con todo esto.es una verdadera verguenza este despelote público.los colorines no renunciaran, aunque la directiva así lo quiera y a la concertación no le guste ni le favorezca.Pero creo que no solo el senador Zaldivar es el que debe generar un proceso de mea culpa.Es increible el comportamiento confrontacional de nuestra mesa pero aun así a mi no me sorprende, espero nuestro partido permanezca en pie y que algunos de los que lo estan causando todo esto, paren, miren hacia atrás y piensen que no debemos alienarnos, que no todo lo que hagamos como concertación y partido esta bien hecho, que debemos exigirnos más y luchar por los cuidadanos no por el poder.Adios y Arriba y fuerza para mi DC querida.

.....OPORTUNIDAD DE ORO...Andres Rojo

La Alianza por Chile -la Derecha para algunos, Centro-Derecha para otros- ha cargado desde el término de la dictadura con el estigma de su apoyo a Pinochet y ha estado buscando en cada momento la forma de legitimarse a los ojos de la ciudadanía para aspirar con realismo al poder, y hoy gracias a la Concertación se encuentra a un paso de lograrlo. La imagen de niño explorador de Joaquín Lavín estuvo a punto de lograr el milagro de la credibilidad, pero no fue suficiente y esa estrategia no se puede repetir.
A pesar de sus tendencias al suicidio y al canibalismo de sus posibles líderes, la tozudez del Gobierno y la ceguera de los responsables de la estrategia política de largo plazo en Palacio, le están regalando en bandeja de oro a la Alianza la posibilidad de demostrar la sinceridad de su vocación política y su real disposición a contribuir a la solución de las necesidades de la gente.
No se trata ya de la democracia de los acuerdos que impulsaron Andrés Allamand y Edgardo Boeninger con Enrique Correa a comienzos de los '90, porque el objetivo no es asegurar la estabilidad institucional de un recién estrenado sistema democrático, objetivo superior a cualquier legítima ambición partidista o personal por hacerse del Gobierno.
Ahora la competencia electoral está desatada, y a menos de la mitad de su ya breve mandato la Presidenta Bachelet se quedó sin mayoría en el Congreso Nacional, que no es lo mismo que decir que el control lo tenga la oposición. No se trata de hacer salvatajes para ninguna crisis sino de demostrar con hechos cómo gobernaría la Alianza en Chile, si llegara a La Moneda.
Encerrada en sí misma y girando autocomplaciente en la contemplación de su propio ombligo, la Concertación ha permitido la salida por efectos de la fuerza centrífuga de unos pocos votos en el Senado y la Cámara, pero que son suficientes para inclinar la balanza del poder hacia la oposición, y si no se entiende ese dato el Gobierno estará condenado a calentar la silla hasta las siguientes elecciones, perdiéndose dos años claves para el sueño de avanzar hacia el progreso en un mundo cada vez más competitivo, intenso y globalizado. Si en este período las fuerzas de la Alianza logran llevar adelante sus propios proyectos y demostrar que son ciertos los slogans acerca de los "problemas reales de la gente" predicados por años, se producirá una real alternativa de Gobierno que, hasta ahora, ha sucumbido a las acusaciones concertacionistas de falta de compromiso democrático y de exceso de vinculación con el poder económico.
Precisamente esas críticas son las que ahora dañan el prestigio de una Concertación que no está siendo capaz de soportar la tensión que supone vivir de verdad el pluralismo en sus propias filas ni de convencer a la ciudadanía que se hace algo más que proteger a los grandes inversionistas para que la pobreza se supere por el solo chorreo de la riqueza generada con el esfuerzo de todos.
Resulta preocupante como señal que la estrategia palaciega sea acusar a Flores y Zaldívar de personalismos y a todos los colorines y chileprimeristas de extraviados, porque la gente los conoce y los podrá encontrar simpáticos o antipáticos pero no se puede poner en duda su carrera de servicio al país. Todos ellos han dado argumentos que interpretan el sentir de una ciudadanía que, en su mayoría, aspira a que el Gobierno atienda sus necesidades y proteja el bien común sin desequilibrios en favor de unos y perjuicio de otros, y si eso no se reconoce es poco probable que la Concertación deje de seguir cediendo el protagonismo a una oposición que está demostrando más astucia en un momento clave en el que todos los sectores políticos se preparan para una nueva etapa en la que nuestra imperfecta democracia ya está consolidada y los chilenos sienten que se ha progresado lo suficiente para comenzar a repartir la torta.

...ANTES DEL AÑO 49....R.Fortunatti

.....de nuestra era, el cristianismo no se distinguía de otras muchas y varias sectas. Hasta el Concilio Apostólico de Jerusalén, celebrado probablemente aquel año, Jesucristo no pasaba de ser un personaje histórico, un líder, un liberador, quizá otro mesías. Hasta aquella discusión franca, directa y fraterna, protagonizada por Pablo y Pedro en Antioquía, el mensaje cristiano no pasaba de ser uno más entre los ancestrales credos judíos. Cuando Pablo advierte a Pedro acerca de los alcances de la ruptura, sólo entonces se instala la nueva religión con su crucial revelación de que Jesús en verdad era el hijo de Dios. Parece claro que de no haber mediado la convicción y resolución de Pablo, lo del Consejo de Jerusalén hoy sería un puro incidente eclesiástico. Es Pablo, pues, quien provoca el giro político que dará origen al cristianismo.
Vuelcos como éste son los que cambian el curso de los hechos. Por lo regular —como acontece con lo acordado por el consejo de la Democracia Cristiana—, detrás de ellos se alojan interrogantes no resueltas. ¿Recuperará su liderazgo la Democracia Cristiana? ¿Ofrecerá garantías de gobernabilidad, a pesar de los desmembramientos de la coalición y de la caída en la popularidad del gobierno? ¿Podrá constituirse en alternativa el 2009? De haber seguido la tendencia irresoluta prevaleciente hasta el lunes, ninguna de estas preguntas habría hallado respuesta. Pero el Consejo hace un corte. Fija un antes y un después, un punto de quiebre, una ruptura con la inercia de la costumbre. ¿Para qué? Para restablecer la confianza en la organización, en sus instituciones, en sus autoridades, en su convivencia interna. ¿Por qué? Porque sólo desde una posición creíble el partido puede contribuir a la unidad de la coalición, exigir conducción y liderazgo al gobierno y responder a las necesidades del país. Y, desde luego, trascender en el tiempo.
El quinto congreso había generado todas las condiciones de legitimidad necesarias para mejorar la calidad de la política democratacristiana. Paradójicamente, tras él se siguieron sucediendo las mismas prácticas políticas. Se siguió actuando como si nada hubiera ocurrido, con el consiguiente descrédito del proceso y el rápido desgaste de la organización. Esto, hasta el lunes pasado, cuando la inmensa y diversa mayoría del consejo resolvió respaldar a la mesa directiva, y solicitar al tribunal supremo la marginación del senador Adolfo Zaldívar. Lo obrado, más que una señal, marca un rumbo, que, de perseverar, colocará a la Democracia Cristiana a la vanguardia del sistema de partidos.
Estimado Carlos:
En relación a la carta enviada a la Presidenta Nacional del P.D.C con fecha 12 de octubre de 2007 donde se requiere su intervención ante el tribunal supremo para que se investigue la situación de EFE que afecta directamente al camarada LUIS AJENJO, el Secretario Nacional del P.D.C. se equivoca dos veces. Por una parte niega la existencia de dicha carta toda vez que esta fue recepcionada a las 14:20 hrs. del día 12 de octubre por la oficina de partes del P.D.C., yo tengo la copia de recepción con timbre, firma y folio que es el 003.
Por otra parte Moises Valenzuela afirma que Luis Ajenjo no es militante. Estoy seguro que conforme a la ley de partidos políticos y en lo que concierne al sistema de servicio electoral el se encuentra en calidad de afiliado al Partido. Los temas administrativos de fichaje y refichaje no necesariamente constituyen ley para dar a una persona la calidad de Demócrata Cristiano. Además, cabe preguntarse entonces, ¿en que calidad el camarada Ajenjo fue nombrado presidente de EFE y miembro de diversos directorios de empresa publicas a lo largo de todas las administraciones de la Concertación?. Si el no es ahora demócrata Cristiano que lo diga públicamente, que sus cercanos también le quiten dicha calidad, entonces sabremos que de verdad dejó de ser demócrata cristiano. Sino que el Tribunal Supremo entre, conforme a sus facultades, a conocer de oficio sus responsabilidades políticas en hechos que han vulnerado la fe pública de nuestro partido.
Insisto he dado a conocer esta carta en mi calidad profesional Abogado y de militante de la Democracia Cristiana, porque es absolutamente injusto que se persiga a un camarada por defender sus ideas y que se haga la vista gorda con otro que ha estado involucrado en asuntos de faltas a la probidad.
¿Acaso el camarada Adolfo Zaldivar firmó un documento y votó por una materia que transgredía los principios del P.D.C.?, o ¿que vulneraba los derechos de los trabajadores?, o ¿que atentaba contra los derechos humanos fundamentales?, o ¿contra la institucionalidad democrática?, ¿apoyó un golpe de estado?, ¿atropelló la democracia?. Lo que hizo fue no aceptar que siguiera financiándose un plan fracasado y ahora ello ha permitido que todos los actores de la vida nacional tengan que ponerse de acuerdo para financiar un plan decente y eficaz.
EDUARDO SALAS CERDA
Abogado

La Democracia Cristiana gobernada por totalitaristas..Miguel Angel Calisto..presidente distrito 53 JDC

DEMOCRACIA CRISTIANA: DIÁLOGO Y PLURALISMO
Al fundarse la Democracia Cristiana sus fuentes inspiradoras fueron el diálogo y el pluralismo. Son estos valores inamovibles los que hoy se diluyen cuando se castiga a un Senador por criticar el "crimen social" que es el Trasantiago. Cuando Soledad Alvear llegó ayer a la sede central de la DC en la Alameda, llevaba preparada su artillería verbal en contra del legislador Adolfo Zaldívar. A muchos de los presentes les sorprendió la forma y el fondo cuando expuso en un lenguaje impositivo que esto ya "no daba para más" y que Zaldívar debía salir de la DC " sí o sí…". Ante este proceder y, desde una perspectiva ética y democrática la situación es del todo reprochable. Pero, existe un trasfondo importante y delicado: es la esencia y el espíritu que debe tener un partido político que en su raíz fundacional está implícito el humanismo cristiano y la libertad de la persona por sobre todo, más allá de cualquier ideologismo o sectarismo inútil. Y es aquí donde la mesa directiva de la DC y, especialmente, su presidenta se alejan de lo que ha sido la convivencia interna fraterna que debe tener una colectividad que lucha y promueve el diálogo y la tolerancia. Se puede discrepar o no estar de acuerdo con lo que diga o haga el Senador Zaldívar. Pero una directiva no puede imponer un castigo a priori o influir y, quizás, presionar al Tribunal Supremo para que emita tal o cual sanción partidaria. Ahora, respecto a las "ordenes de partido" o "pactos suscritos con la derecha", la Senadora Alvear simplemente no quiere ver la realidad del Chile de hoy y hace la vista gorda a lo que ha sido la "política de los consensos" inaugurada en el país cuando gobernaba su camarada Patricio Aylwin, otrora uno de los facilitadores del golpe de Estado en contra del presidente Constitucional, Salvador Allende. Por lo tanto, es evidente que lo que no se le perdona al Senador Zaldívar es su inclaudicable posición seria y valiente de no aceptar presiones y, por segunda vez mantener a firme su voto contrario a seguir inyectando dinero de todos los chilenos a un sistema de transportes colapsado y que no tiene cómo cumplir con un servicio de calidad, eficiente y seguro para los santiaguinos que todos los días sufren una humillante disminución en su calidad de vida. A la luz de estos lamentables hechos y desde una óptica externa, más bien ciudadana e independiente, creemos que ni a la DC ni a Chile le hacen bien estas mal entendidas medidas disciplinarias. Con estas acciones se consolida un modo de hacer política errado y a espaldas de la gente. Chile no quiere más imposiciones ni intolerancias, ese estilo y estrategia ya el país las superó, dolorosamente y con signos de martirio. Con este proceder, seguro que la Senadora Alvear seguirá bajando en las encuestas de opinión. La razón es obvia: ¿Se puede entregar la conducción del país a una persona que antepone su visión personal y partidista por sobre su entorno comunitario y ciudadano? Chile se merece dirigentes más democráticos, más tolerantes, menos temerarios y comprometidos de verdad con la paz y el bien común. Por Iván Gutiérrez, Director de "Crónica Digital" y Jaime Escobar, Editor de revista "Reflexión y Liberación".Santiago de Chile, 27 de noviembre 2007Crónica Digital

martes, noviembre 27, 2007

DC: Mulet responde que “colorines” no renunciarán

Diputado cercano al sancionado Adolfo Zaldívar consideró que no han “atentado contra lo valores de la DC". Alvear indicó que es “intolerable” el “estar con la derecha” en una votación.

Su negativa a acoger el llamado de la presidenta de la DC, Soledad Alvear, a asumir las decisiones del partido o considerar el “retirarse”, en alusión al senador Adolfo Zaldívar, hizo el diputado Jaime Mulet, principal figura del sector cercano al sancionado legislador y que, al igual que éste, negaron fondos al Transantiago.
"Vamos a seguir en la Democracia Cristiana, no tenemos por qué irnos de la DC, nosotros no hemos faltado a ningún principio, ni atentado contra lo valores de la DC", indicó el parlamentario “colorín”.
Agregó que, “al contrario, creemos que hemos actuado muy bien, conforme lo hubieran hecho los fundadores de la DC, quienes hicieron grande este partido, (entonces) lo que tenemos que hacer es que esta DC vuelva a sus orígenes, vuelva a la Concertación en el sentido original”.
Respecto de la suspensión de militancia, y solicitud de expulsión, resuletas contra Zaldívar enfatizó que éste “es demócrata cristiano y hoy de una manera burda se le quiere silenciar por defender los intereses de millones de chilenos".
Mulet tampoco está disponible para acatar medidas internas destinadas a reglamentar la obligatoriedad de las decisiones del partido en el desempeño en el Congreso con la amenaza de quedar fuera de futuras plantillas electorales.
"Lo más cómodo sería hacernos cómplices del Transantiago y asegurarnos nuestros cupos parlamentarios, pero nosotros corremos el riesgo conscientes de que podemos perder nuestros privilegios. Pero nosotros no podemos perder nuestra dignidad", concluyó.
Las declaraciones del diputado surgieron mientras la timonel de la falange defendía esta mañana las razones para sancionar a Zaldívar por el acuerdo que suscribió con la derecha en contra de la iniciativa gubernamental.
La dirigente recordó que constituye "un hecho político de estar con la derecha sin haber tenido la deferencia de informarme lo que iba a hacer" en alusión al cuestionado pacto del representante de Aysén con la Alianza.
"Cuando se está con la derecha es algo intolerable para nosotros", porque "este es un partido político serio y no puede ser una montonera" y, citando a uno de los fundadores de la DC, Radomiro Tomic, "nadie es más grande que el partido".

Acuerdo de la Directiva Nacional de la Democracia Cristiana.


En los últimos días la Democracia Cristiana y la comunidad nacional han visto con consternación como el senador Adolfo Zaldívar Larraín encabezó una acción política junto a dirigentes políticos y senadores de derecha para rechazar una propuesta del Gobierno. Esta actitud, se suma a un conjunto de otras acciones y a múltiples declaraciones públicas, mediante las cuales el senador Zaldívar reitera su línea disidente con la política y acuerdos del partido, y que lo acercan cada vez más a los sectores de oposición.

Para la Directiva Nacional de la Democracia Cristiana dichas conductas vulneran lo establecido en el artículo 14 e) del Estatuto del PDC, que considera como infracción a los deberes partidarios “hacer gestiones o concertar acuerdos individuales o de grupos con entidades políticas o de otra naturaleza, sin previa anuencia de la autoridad que corresponda”. Asimismo, el senador Zaldívar con sus conductas, actitudes y declaraciones permanentes y reiteradas, que son de público conocimiento, ha infringido la letra b) del artículo 13 del estatuto partidario, relativo a los deberes del militante, que obliga a todos los militantes, sin excepción, “guardar lealtad al Partido, respetar a los camaradas y contribuir a una convivencia fraterna”.
La Directiva Nacional de la Democracia Cristiana entiende que su primer deber es mantener la comunidad política y la organización partidaria que se le ha confiado. Para realizar esta función es un deber irrenunciable respetar y hacer respetar los estatutos del partido, sus políticas y acuerdos. Una comunidad dividida en facciones está condenada a ser destruida, del mismo modo que una organización que carece de autoridad no puede sobrevivir.

La historia de la Democracia Cristiana demuestra que un partido unido es capaz de grandes cosas, como también que uno dividido termina siendo herido por sus adversarios y conducido a la derrota. Cuando se deja hacer y se dejan pasar reiteradas acciones de indisciplina y organizaciones paralelas, la experiencia demuestra que el daño a la comunidad e institucionalidad partidarias devienen gravísimas y, con el tiempo, se tornan irreversibles.

La democracia, para ser efectiva, supone partidos cohesionados que apoyan a sus autoridades públicas, las cuales ayudaron a elegir, como lo recordara el ex presidente de la república Eduardo Frei Montalva, al despedir su gobierno en 1970, quien, con la vista en sus camaradas parlamentarios les dijo: “Quiero expresar también mi gratitud al Partido Demócrata Cristiano, sin cuyo apoyo no habría podido gobernar. Como entidad política joven ha sufrido el duro choque de la responsabilidad del poder, y muchas veces el país ha visto más sus fallas que sus virtudes. En los hechos ha demostrado mayor disciplina y unidad para asumir las responsabilidades que muchos de los que lo critican, y, en definitiva, ha sido siempre leal al país, al pueblo y a su gobierno”
Consciente de su historia, de sus éxitos y de sus derrotas, esta Directiva buscó siempre el entendimiento y no el enfrentamiento al interior del partido, fomentando, además, el pleno funcionamiento de nuestros órganos deliberativos. Prueba de lo primero son las propuestas de constitución unánime del Tribunal Supremo y Comisión Organizadora del Congreso Nacional. Prueba de lo segundo es que en la Junta Nacional realizada en mayo de este año y en el V Congreso Partidario de octubre recién pasado se adoptaran decisiones unánimes.

Sin embargo, esta política no logró evitar que, en innumerables oportunidades, nos hayamos enfrentado a expresiones y acciones que han faltado gravemente a la fraternidad partidaria. Basta sólo mencionar los dichos del camarada Zaldívar al ser enjuiciado por el Tribunal Supremo en julio del presente año. En aquella oportunidad se le sancionó por insertar en la prensa un escrito claramente atentatorio contra la política y acuerdo oficiales del partido. Lamentablemente, el fallo del 31 de julio, amonestando al camarada Adolfo Zaldívar, no significó un cambio de comportamiento político por parte de él.

Peor aún, al propiciar, firmar, publicitar y ejecutar un acuerdo con todos los senadores de la oposición, el senador Zaldívar ha persistido en atentar contra una línea política fundamental del Partido, cual es, su compromiso y apoyo a la Presidenta de la República, Dra. Michelle Bachelet, y a la coalición política gobernante de la cual formamos parte. Esta posición ha sido invariablemente ratificada por todas las instancias partidarias. Sin embargo, mediante declaraciones permanentes y acciones reiteradas, tal política es permanentemente cuestionada y vulnerada por el camarada senador.

Por todo lo anterior, la Directiva Nacional de la Democracia Cristiana, en sesión extraordinaria sostenida este lunes 26 de noviembre de 2007, en uso de las atribuciones que le confiere el artículo 43 j) del Estatuto del Partido Demócrata Cristiano, ha resuelto, por unanimidad, suspender preventivamente al camarada senador Adolfo Zaldívar Larraín su condición de militante, por cuanto considera que en tal calidad ha incurrido en conductas graves que comprometen la línea y responsabilidad del Partido.

Asimismo, ha resuelto poner los antecedentes que fundamentan la suspensión en conocimiento del Tribunal Supremo del PDC y solicitar se le aplique la sanción de expulsión, establecida en el artículo 15 letra f) del mismo Estatuto.

Finalmente, en virtud del artículo 38 letra m), solicita a este Consejo Nacional pronunciarse acerca de la suspensión preventiva acordada por la Directiva Nacional de la Democracia Cristiana.
Santiago, 26 de noviembre de 2007

Zaldívar acusa a directiva DC de estar ''coludida con la corrupción''

“Obviamente que la directiva del partido, que es una directiva que está coludida con la corrupción, que no es capaz de enfrentar el despojo que han hecho en ferrocarriles y que quiere defender la responsabilidad de gente muy cercana, lo que tiene que hacer es silenciarme a cualquier costo, a cualquier precio”, manifestó el parlamentario. El senador Adolfo Zaldívar dijo este lunes que la decisión de la directiva de la Democracia Cristiana de suspender su militancia y de pedir su expulsión de la colectividad es una maniobra que busca “silenciarlo” por el hecho de “haber denunciado este crimen social que es el Transantiago”. En una entrevista con la radio Bío Bío el legislador manifestó que su voto contrario a la entrega de recursos para el sistema de transporte público capitalino, que se sumó al de la Alianza y al del senador ex PPd Fernando Flores fue “para defender a la gente y no entregar recursos a un proyecto social fracasado”. “Obviamente que la directiva del partido, que es una directiva que está coludida con la corrupción, que no es capaz de enfrentar el despojo que han hecho en ferrocarriles y que quiere defender la responsabilidad de gente muy cercana, lo que tiene que hacer es silenciarme a cualquier costo, a cualquier precio”, manifestó el parlamentario. En ese sentido dijo que se siente tranquilo por cuanto siente que ha actuado de acuerdo a los valores por los que ingresó a la Democracia Cristiana y que los integrantes de la directiva encabezada por la senadora Soledad Alvear “no tienen argumento, no tienen la razón, y lo que buscan a través de una medida de fuerza digna de un régimen totalitario es imponer, pero no lo van a lograr, porque en definitiva las ideas, cuando se firman con fuerza y con decisión, a la larga se imponen”. Consultado respecto a las declaraciones del ex presidente Patricio Aylwin, quien dijo que las sanciones que le está imponiendo la DC “se las merecía”, Adolfo Zaldívar comentó que “todo el país sabe quien es Patricio Aylwin. Es un hombre que actúa en bambalinas y hoy día una vez más ha demostrado que él ha estado detrás de todo esto y es uno de los grandes responsables (...) de lo que está ocurriendo, de la forma como se está actuando, sin lugar a dudas”. El parlamentario desestimó las acusaciones respecto a que está “coludido con la derecha” y descartó categóricamente un eventual ingreso a Renovación Nacional en el caso que se produzca su expulsión, aunque se mostró agradecido por el apoyo que ha recibido de parte de legisladores de esa colectividad frente a la situación que lo aqueja. Dijo que también recibió anoche en su domicilio al senador socialista Alejandro Navarro, lo que a su juicio “vota por el suelo esa afirmación de la directiva ridícula, que ya es grotesca, que ayer –lunes- para poder afirmar una decisión que no tiene base alguna han dicho que yo he firmado un documento con la derecha”. Consultado sobre el posible quiebre de los diputados colorines del partido, luego que no todos ellos se alinearon para votar sobre el Transantiago, Zaldívar dijo que “ellos tienen libertad, yo no los condiciono, ellos tiene que asociar los hechos con la libertad del caso. Yo no voy a caer en lo que ha caído hoy día la directiva para manejar o llevar adelante las cosas. Aquí lo importante es respetar la libertad de conciencia y respetar a cada militante cualquiera que sea su situación”.

Disputa DC en punto crítico: Mesa suspende a Zaldívar y reclama su expulsión

''Esto no da para más'', afirmó Alvear; ''no me callarán'', replicó Zaldívar
"Esto no daba para más, esto no da para más". Así de seca y tajante fue la presidenta de la Democracia Cristiana (DC), Soledad Alvear, para explicar la decisión de la mesa directiva de suspender preventivamente la militancia del senador Adolfo Zaldívar y, al mismo tiempo, solicitar al Tribunal Supremo de la colectividad la expulsión del legislador de Aisén. La medida fue expuesta la noche del lunes durante un Consejo Nacional partidario convocado para analizar la propuesta de la comisión encabezada por el ex ministro Jaime Ravinet, destinada a sancionar a aquellos parlamentarios y representantes que se alejen de los acuerdos adoptados en las principales instancias partidarias. Por el temario, inevitablemente el caso Zaldívar estaría presente. En los últimos días, distintos dirigentes de la colectividad venían exigiendo a la mesa directiva de la colectividad adoptar “drásticas sanciones” contra el colorín. No tanto por rechazar las platas del Transantiago, sino más bien por suscribir una declaración con senadores de la Alianza, además del ex PPD y líder de Chileprimero, Fernando Flores, y el independiente Carlos Bianchi. Precisamente fue este hecho que dio a la directiva de Alvear el argumento preciso para someter al legislador a la máxima instancia disciplinaria del partido: no haber respetado las resoluciones del último congreso doctrinario de la colectividad, oportunidad en que la DC refrendó que su proyecto político se enmarca al interior de la Concertación. La medida, adoptada en forma unánime por la mesa que encabeza Alvear, fue comunicada al Consejo Nacional que a su vez acordó la noche del lunes traspasar los antecedentes al Tribunal Supremo, que en definitiva deberá pronunciarse sobre Zaldívar por segunda vez en menos de dos meses. La drástica sanción no se haría extensiva por el momento a los diputados del sector colorín que también rechazaron los recursos, toda vez que éstos no habrían incumplido con las normas internas al no firmar ningún acuerdo con la Alianza. De todos modos, Carlos Olivares anticipó que si se materialice la expulsión de Zaldívar, es probable que sigan su camino,. Diferencias Uno de los matices que tiene el actual escenario interno con el de mediados de año, cuando Zaldívar también se opuso a aprobar recursos para financiar el Transantiago, radica en que en aquella ocasión sí existía un acuerdo formal del Consejo Nacional para aprobar los dineros. En esta oportunidad, en cambio, no existen tal compromiso. Sin embargo, sí está el acuerdo del congreso ideológico, la mayor instancia partidaria, respecto a la relación entre la DC y la Concertación. Precisamente esta es la falta de la que hoy se acusa a Zaldívar. Otra diferencia es que en esta ocasión no actuó solo, sino que “alentó” a otros parlamentarios colorines para que también rechazaran los recursos. Sin embargo, por ahora estos legisladores no serían sancionados por la mesa de Alvear, pues no firmaron ningún texto con la Alianza. Sin embargo, el principal matiz es que en esta ocasión la directiva de Alvear pidió sanciones concretas: la expulsión, a diferencia de la ocasión anterior, en la que sólo se presentaron los informes. Sólo ello le significó una amonestación escrita. ”Esto no da para más” Con posterioridad a que se tomara la decisión, Alvear insistió en que la presencia de Zaldívar al interior de la colectividad se hace insostenible en el corto plazo, considerando que es la segunda ocasión en la que se separa de la postura oficial de la DC sobre el Gobierno. Asimismo, dejó en claro que como en este caso el senador por Aisén de automarginarse –“tendrán que expulsarnos”, desafiaron desde su sector- la directiva se vio en la obligación de iniciar el proceso para materializar su salida del partido. “En toda organización, cuando se toma una decisión, una organización en la que se adscribe voluntariamente, esas decisiones se acatan y por ende, cuando una persona no lo hace, o se retira voluntariamente, o la organización va a pedirle que haga dejación de su cargo”, sostuvo. En ese sentido reconoció que “esto no da para más, no daba para más. Este es un partido serio, por ende, el país debe considerarnos como somos un partido capaz de honrar sus compromiso”, enfatizó la legisladora. ”No me callarán” En el otro lado de la vereda, Zaldívar calificó la decisión de sus hasta hoy todavía camaradas de acallarlo ante las críticas que ha formulado contra el Transantiago, así como la defensa que, según indicó, ha hecho de la clase media. Zaldívar recibió la noticia en su domicilio de Santiago de boca del diputado Jaime Mulet, quien le entrega informes desde la sede de la DC. En la ocasión, y tras recibir un apoyo de varios dirigentes de su sector, el senador acusó de la mesa directiva de Alvear de ser “obsecuente” y de haber tolerado la corrupción y los abusos de poder. “Esto no es sólo por el Transantiago. Esto es porque he denunciado en Chile la mala distribución del ingreso, porque he denunciado la concentración de la riqueza. Esto es porque ha defendido a la clase media, porque me he opuesto a los abusos y a la corrupción”, indicó. Señales En la colectividad se sostenía que con su actitud el legislador había “estirado demasiado la cuerda”, posición que refrendó Alvear durante el Consejo Nacional de la DC. "Todo tiene su límite", manifestó, luego de dar a conocer a la instancia partidaria la decisión de la mesa directiva de suspender la militancia de Zaldívar y llevar el caso al TS. En las horas previas al Consejo Nacional, distintos dirigentes falangistas dieron señales de que la jornada de este lunes sería decisiva para el futuro de Zaldívar. Algunos, como la ex ministra Mariana Aylwin, hablaron de un divorcio pactado, al igual que el diputado Juan Carlos Latorre. Sin embargo, a primera hora una cauta Alvear había insistido en sus críticas a los colorines por no haber respetado un “compromiso ético y político” con el gobierno. Y aunque reconoció que lo más seguro es que habría un “debate político” respecto a los sucesos de las últimas semanas, no dio luces respecto a lo que ocurriría con Adolfo Zaldívar. Un poco más elocuente fue el secretario nacional de la tienda, Moisés Valenzuela, quien adelantó que se tomarían “decisiones importantes” poco antes de ingresar al Consejo Nacional, conciente de que la mesa directiva ya había acordado aplicar la dura sanción contra Zaldívar. “La mesa entiende que los hechos acontecidos (en los últimos días) en el país no son hechos menores y que políticamente, estos temas deben ser tratados por nuestro consejo y, por lo tanto, debemos tomar decisiones acordes a ello”, había señalado. Acuerdo En el Consejo Nacional de este lunes, además, se aprobó el informe elaborado por la comisión encabezada por el ex ministro Jaime Ravinet, que establece normas para el comportamiento político de los parlamentarios. Si bien la aplicación de estas medidas no será retroactiva, éstas surgieron a propósito de la decisión de Adolfo Zaldívar, a mediados de año, de votar contra la inyección de US$ 290 millones para asegurar el financiamiento del Transantiago. El informe, respaldado por 33 votos a favor y siete en contra, además de una abstención, establece que los parlamentarios, en el ejercicio de sus cargos, deberán ceñirse a las resoluciones que sean adoptadas por el 3/4 del Consejo Nacional. En caso de que algún dirigente no manifieste al interior del partido alguna objeción personal para apoyar dichas resoluciones, su reelección para un próximo período será sujeta a una revisión por las instancias partidarias.

lunes, noviembre 26, 2007

“Si Zaldívar no quiere seguir en la Concertación que se cambie" Ricardo Hormazabal.

Hormazábal hizo un fuerte llamado a los diputados colorines a cambiar de actitud, pues de lo
contrario les pidió que dejen la DC.
Como ex timonel de la Democracia Cristiana, Ricardo Hormazábal, se declara partidario de los acuerdos, los que deben –dice- ser acatados por todos los militantes. Bajo esa lógica, emplaza a los que no respeten los acuerdos de la directiva a decidirse si quieren continuar en la DC o no, partiendo por el senador Adolfo Zaldívar. - ¿Cómo ve la actual crisis en la DC? - Cualquier militante tiene derecho a plantear sus puntos de vista, luego la organización decide y tiene que acatar, esa es la norma democrática en esencia. El problema es que Adolfo Zaldívar se ha sumado a la derecha contradiciendo acuerdos propios del partido. Lo importante ahora es que él recupere su condición de militante disciplinado y siga cooperando con el partido y si tiene problemas de conciencia, porque no acepta lo que el partido propone, tendrá que adoptar otras
decisiones. Pero seguir con esa actitud provocadora y disociadora le provoca un daño al partido. - ¿Le está pasando la cuenta al liderazgo de Soledad Alvear? - Cuando él era presidente del partido, todos respetábamos su mayoría. Me preocupa que ahora no la respete. No ha tenido una conducta madura y seria, no respaldó a Soledad Alvear cuando le ganó en las internas. Se jugó por la presidenta Bachelet y recién ahora aparece distanciándose de un gobierno por el que llamó a votar. Entonces, tiene contradicciones vitales. Por ejemplo, ¿por qué no propuso el cambio del modelo cuando era presidente de la DC? - ¿Qué actitud espera del senador Zaldívar ahora? - Le hago un llamado en su condición de demócrata a que recapacite y si considera que no es posible mantener la lealtad con el partido al que ha entregado buena parte de su vida, entonces, tiene el derecho a cambiar de partido, pero no a generar confusión ni en la militancia ni en el país. - ¿Ve proyección política a la alianza Flores-Zaldívar? - Ahí la lucha de dioses es muy grande. Adolfo quiere ser candidato, Schaulsohn y Flores también. Si Adolfo Zaldívar no quiere seguir en la Concertación, que se cambie de partido y no siga haciendo alianzas con la derecha. - ¿Respalda la decisión de la directiva de no apoyar la reelección de estos parlamentarios? - Aquí hay un tema de personas no de grupos. No todos los que son cercanos al sector llamado colorín realizaron alianzas con la derecha. La directiva tiene que perseguir las responsabilidades en forma individual. Y está claro que si existen personas que no pueden acatar las opiniones del partido no pueden seguir representándolo ante la opinión pública. Conozco a esos diputados y también los llamo a que cambien de actitud, sino que cambien de partido. - ¿Qué problemas trae a la Concertación esta crisis en la DC? - La DC es un elemento clave de la Concertación y los problemas se pueden producir con el logro de mayorías del Congreso.

Aylwin advierte a colorines: “No pueden aspirar a ser reelectos"

“Una persona que no tiene ningún apoyo como Adolfo Zaldívar está haciendo como el perro del
hortelano: no come ni deja comer”.
El ex diputado y miembro histórico del partido de la falange, Andrés Aylwin, condena drásticamente
la actuación que han tenido algunos dirigentes de su partido, porque, a su juicio, ha sido
“profundamente doloroso” todo lo que ha pasado. - ¿Cómo evalúa la crisis que está viviendo la
Democracia Cristiana? - Fue profundamente doloroso que un grupo pequeño de dirigentes por
personalismos, por ambiciones, por resentimiento, por haber sido derrotados en la elección interna de la Junta Nacional estén provocando problemas graves al partido y a la Concertación. Es muy doloroso, porque es un partido que hemos hecho con el esfuerzo de muchos años y de muchas personas. - ¿Por una pasada de cuenta? - Pero si ellos fueron derrotados. Sacaron apenas un 30% en la Junta Nacional pasada, pero en la opinión pública no tienen más que el 3% o 4%. Y siempre que se habla de posibles candidatos a la presidencia de la República, Soledad Alvear tiene un gran apoyo, también lo tiene el ex presidente Frei. En cambio, Adolfo Zaldívar, en la opinión pública, no tiene ningún respaldo, o sea tiene mucho más tacha negativa que apoyo positivo. - ¿Está de acuerdo con la decisión de la directiva de no apoyar la reelección de estos parlamentarios? - Si hay un grupo de personas que están decididos a crearle problemas a la DC, de hacerla ingobernable, no pueden aspirar a ser reelectos a los cargos que tienen actualmente. Cuando uno es elegido diputado o senador lo es por sus méritos, pero también porque representa a un partido. Si alguien que deja de representar a una colectividad, veo mal que
aspiren a ser reelegidos por ese partido al que procuran destruir. - Entonces, ¿hay una crisis grave dentro de la DC? - A veces estas crisis sirven para fortalecer a un partido, ¿qué sacamos con tener una colectividad donde un grupo está permanentemente tratando de destruir los liderazgos? Una persona que no tiene ningún apoyo como Adolfo Zaldívar, está haciendo como el perro del hortelano: no come ni deja comer. Entonces, existe una crisis, pero al mismo tiempo puede servir para que la DC salga fortalecida. - ¿Qué actitud esperaría de estos parlamentarios? - Espero que vuelva la racionalidad a las personas que rodean a los líderes que han provocado este problema, que son muy pocos. Estoy seguro que en las bases el apoyo que tienen estos parlamentarios si era de 30% unos años atrás, hoy no es más del 3%. Es importante que ellos reaccionen, que piensen en las bases del partido, que piensen en Chile, porque la única posibilidad que tenemos de cambiar el modelo es, precisamente, con la Concertación.
No van a cambiar el modelo con Hernán Larraín, ni con Carlos Larraín o con Jovino Novoa. Hay una irracionalidad en ello.

CONVOCATORIA...PARA ESTE VIERNES.

Camarada del Partido:
A través de la presente quisiéramos invitarle a participar de una reunión que tendrá lugar el próximo viernes 30 de noviembre, a las 18 horas, en las dependencias del ex
Congreso Nacional.
El propósito de dicha reunión es conversar y asumir compromisos que permitan sortear la crítica situación que afecta a la Democracia Cristiana, a la Concertación y al Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet.
Por estos días hemos sido testigos de la fuerte controversia protagonizada por un grupo de parlamentarios democratacristianos contra lo resuelto por el Partido, la Concertación y el Gobierno. La mayor expresión de esta secuela de tensiones, agravios e indisciplinas, de muy larga data, ha sido el rechazo en connivencia con la derecha, de la Ley de Presupuestos
2008.
Estos hechos ocurren a escasas semanas de haber concluido el 5° Congreso Nacional del Partido, cuyas deliberaciones y resoluciones valoramos en su oportunidad. Especialmente, porque han echado luces sobre el respeto que nos debemos, el carácter de nuestra democracia interna, nuestras formas de solución de conflictos, y de cómo ser eficientes en nuestra acción común.
El 5° Congreso fue claro y explícito al ratificar lo expresado por su Comisión de Modernización,
en el sentido que «exigimos lealtad a los principios del partido, sobretodo cuando militantes
actúan en calidad de representantes políticos del partido. Exigimos ética y lealtad política y sujetamos a los militantes a estándares en su comportamiento público, sancionando su incumplimiento. Valoramos las diferencias internas, pero queremos erradicar las prácticas de fraccionalismo interno que han dividido la vida interna de nuestro partido».
El 5° Congreso fue claro y explícito al definir los procedimientos que harían imperativos
los derechos y deberes del militante. Dijo al respecto que «habrá una comisión especial formada
por el presidente del Tribunal Supremo (quien la presidirá) y por otro representante elegido por el mismo tribunal, tres integrantes elegidos por el Consejo Nacional, dos representantes de las directivas regionales, un representante de la bancada de senadores y otro por la de diputados, un representante del conjunto de alcaldes y otro por los concejales, dos integrantes que representen a la JDC elegidos por su Consejo Nacional, cuatro representantes
elegidos por la presente Comisión de Modernización Partidaria y el secretario general del PDC (quien actuará como su secretario para todos los efectos)».
Dijo, asimismo, el 5° Congreso que «esta comisión tendrá el mandato de proponer —dentro del
plazo de los próximos noventa días— los nuevos estatutos partidarios que cumplan con los criterios reflejados en este documento y especialmente… proveer de nuevos mecanismos para que los militantes y autoridades que
asumen la representación del PDC respeten las decisiones políticas debidamente adoptadas por el partido. La normativa deberá respetar el principio de máxima diversidad al interior del partido y máxima unidad hacia fuera del partido».
Sin embargo, somos concientes de que estos problemas no se originan sólo en la ausencia
de controles internos, sino que emanan de una institucionalidad perversa y antipartidos
que fomenta la fragmentación y la disolución de los lazos comunitarios. Por eso postulamos
una Nueva Constitución; la única que puede garantizar gobernabilidad, alternativismo no
traumático con sustentabilidad representativa y mayoritaria.
Creemos que las resoluciones del 5° Congreso han fijado un antes y un después en la
vida de la Democracia Cristiana, y aspiramos que lo sea en la historia política del país. Por
cierto, ellas habrán de marcar fuertemente el porvenir de la Concertación y del Gobierno. Por
ello, deberían ser vistas como precursoras del cambio político que más temprano que tarde
experimentarán todos los partidos políticos chilenos. En este mismo contexto, saludamos el
28° Congreso del Partido Socialista y hacemos votos para que las resoluciones de esta colectividad, tan arraigada y antigua como la nuestra, favorezcan el encuentro, la colaboración
y el diálogo entre las tradiciones socialcristianas y socialdemócratas.
El año 2008 está preñado de hitos significativos para el actual proceso político. En el
mes de marzo, el gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet habrá cumplido la mitad de su
periodo, iniciándose, a partir de entonces, una segunda fase signada por la plasmación de
los nuevos pactos sociales. Es una ocasión propicia para renovar nuestro compromiso con la
reforma educacional, de la cual hemos sido principales impulsores —haciéndonos cargo de
la sentida demanda de la comunidad nacional—, así como de la reforma previsional, la
asignatura quizá más difícil, pero más trascendental del cuarto gobierno de la Concertación.
Junto a ellas hemos insistido, pese a la negativa de la Alianza, en una profunda reforma del
régimen político, especialmente, en el cambio del sistema binominal y en la elección directa
de los Consejos Regionales.
Es probable que los desafíos de esta etapa exijan introducir ajustes en el gabinete,
tanto para diversificar la oferta electoral de la coalición, como para potenciar la eficacia del
Ejecutivo ante el nuevo escenario inaugurado en el Parlamento.
En el mes de octubre el país concurrirá a las urnas para elegir alcaldes y concejales.
Dicha elección será la verdadera encuesta de opinión que expresará el juicio ciudadano sobre
lo realizado hasta ahora por los distintos actores de la escena política. Desde luego, porque
tratándose del único proceso que mide el peso específico de cada partido —a través de
la votación por concejales— revelará los liderazgos futuros de la coalición. Por eso, precisamente,
porque permite determinar el lugar del liderazgo colectivo, pensamos que la propuesta
del candidato de la Democracia Cristiana debe ser hecha a la coalición con posterioridad a
dicho evento edilicio. Estimamos que esta concurrencia debe ser precedida por la definición
de un mecanismo de amplia aceptación que no tensione a la coalición ni aleje al Gobierno de
su cometido.
En tal sentido, tanto la Junta Nacional de enero como la elección de mesa de abril,
deben dar señales nítidas acerca del nuevo rumbo programático que tome el Partido. Pero,
está claro que no podemos seguir así.
Le saludan en la confraternidad democratacristiana,
Renán Fuentealba Moena / Mariano Ruiz Esquide / Ricardo Hormazábal / Alejandra Miranda / María Rozas / Giovanna Flores Medina / Rodolfo Fortunatti / Ignacio Balbontín / Juan Guillermo Espinosa / Gonzalo Wielandt / Héctor Gárate / Jorge Consales / Eduardo Reyes /
Ricardo Durán.
Santiago, 23 de noviembre de 2007.

Pizarro: "Adolfo Zaldívar busca crear un referente de derecha"

Ayer la presidenta de la Democracia Cristiana, senadora Soledad Alvear, no quiso opinar sobre las fuertes declaraciones del senador de su partido Adolfo Zaldívar, quien fustigó este domingo a la Concertación y sus dirigentes, asegurando que la coalición de Gobierno estaba desgastada por el uso "abusivo y corruptor" del poder.Lo único que deslizó sobre el tema y, ante la pregunta de si había citado a la banca a los "colorines" en el partido de fútbol femenino en que participó a beneficio de la Teletón, fue un escueto "no han venido acá... No han participado en este equipo".El que sí habló y muy fuerte en contra de Zaldívar fue el senador Jorge Pizarro, quien sostuvo que en su entrevista a "El Mercurio" se estaban revelando las verdaderas intenciones del parlamentario de su partido y que no son otras más que romper la Concertación y crear un "referente de derecha" que lo lleve a la Presidencia del país."Adolfo Zaldívar busca crear un referente de derecha, porque intenta obtener el poder para sí, pero creo que está totalmente alejado de la realidad", dijo.Pizarro agregó que en vez de generar estos conflictos debería tener el "coraje" de dejar el partido, como lo hizo Fernando Flores, que abandonó el PPD para crear su nuevo referente. "Pero no lo hace porque saben que fuera de la DC pierden toda legitimidad e importancia", sostuvo.El diputado Jorge Burgos, también cercano a Soledad Alvear, señaló que con estas declaraciones cada vez se hace más difícil la convivencia interna y por lo tanto le producían mucha desazón en lo personal."Por ello lo que tengo claro es que pareciera que no tiene sentido hacer, después de leer estas declaraciones, llamados a la unidad", sentenció.

Renovación Familiar –Larraín y Larraín Asociados… R.Briceño

Durante la semana, el partido de oposiciónRenovación Nacional, tuvo dos importantes bajas en sus filas: Carlos Cantero,Senador por la región de Antofagasta; y Oscar Remendería, presidente de la JRN. Ambos renunciarona la colectividad denunciando prácticas alejadas de la mínima ética democráticacon la cual debe cumplir un partido político. El senador señaló que la mesadirectiva nacional se inmiscuyó en el proceso eleccionario de su regiónfavoreciendo a una de las listas; mientras que el renunciado presidente de lajuventud expuso que Carlos Larraín, presidente de RN, envío a su hijo enrepresentación de la JRN a una actividad internacional, aún cuado éste no esparte de ninguna estructura interna.
Los problemas de RN tienen que ver con sucalidad democrática interna, la cual se asocia a un contexto más bien del sigloXIX donde sólo algunos son los privilegiados, cuando el poder se heredaba porla sangre o bien se transmitía a “personas de confianza” sin poner atención ensus méritos o en la justicia social. Las declaraciones de los renunciados a RNdevelan un partido distinto al que declaran ser. ¿De qué centro derecha hablan?Propio de un partido tradicional de derecha que cuida los intereses de laelite, más que Renovación Nacional, parece que lo que se practica es una “renovaciónfamiliar”, donde los nuevos cuadros de dicha colectividad no son otros quepersonas cercanas al círculo de poder evitando que se generen las garantíaspara una real movilidad dentro de sus estructuras.
Todos los partidos políticos pasan por crisis araíz de diversas diferencias internas o respecto de políticas públicas. Peroéstas son siempre parte del contexto del país, es decir, se ubican en elespacio y tiempo actual. De hecho, nuestra propia institución se hacaracterizado por la poca fraternidad entre camaradas, la baja capacidad paraaminorar los conflictos internos y la multiplicidad de diferencias respecto devarios proyectos de ley. Sin embargo, nuestros problemas son distintos a losque atraviesa RN, puesto que son propios del juego democrático actual y, dehecho, muchas veces han contribuido a generar ideas revolucionarias que hancambiado la realidad del país.
Para que el sistema político sea justo, todoslos actores deben acatarse a normas que sean transversales, tanto gobierno comooposición. Y como todo parte desde la casa, habiendo un partido que no siga dosnormas tan importantes como la democracia y el respeto del mérito de laspersonas, se pone en peligro la legitimidad de todo el sistema, puesto queamenaza de contaminarlo con su indeseable estilo.
Es importante para los demócratacristianoscuestionar estos hechos, puesto que si bien RN es de oposición, es un partidocon gran influencia dentro de nuestro sistema político. Evidentemente, miinterés no es inmiscuirme en los asuntos internos de dicha colectividad, noobstante, este tipo de hechos deja en claro que es necesaria una discusiónsobre las mínimas normas de conducta con las cuales debe cumplir la democraciainterna de cualquier partido.
Como humanista cristiano aspiro a un sistemajusto para todos, lo que implica una enorme responsabilidad. Mientras siganexistiendo situaciones discriminatorias como esta, debemos denunciarlas ytratar de usar nuestro poder para cambiarlas.

Carta abierta a Fernando Flores. Pedro Felipe Ramirez.

Para compartir esta carta...que sin duda ayuda a una mejor compresión de los sucedido la semana pasada...
A lo realizado por algunos...sólo hay que agregar lo dicho por Rabindranath Tagore:
" Convertid un árbol en leña y podrá arder para vosotros; pero ya no producirá flores ni frutos"...
Confiemos en que nos permitan seguir produciendo flores y frutos.
Fernando Silva M.
Presidente PDC
ÑUÑOA

Estimado Fernando:
Leer en los diarios que habías votado en contra de la asignación de recursos para el Transantiago solicitados por el Gobierno en la Ley de Presupuesto y que lo habías hecho junto a la derecha después de firmar un acuerdo con ellos, me produjo una profunda extrañeza. Por eso me apresuré a obtener y leer tu intervención en el Senado con la que fundamentaste tu voto negativo.
No conozco en profundidad las causas que determinaron que el Transantiago haya funcionado de mala manera, más allá de ser uno más de los miles de ciudadanos que lo usan diariamente. Tú dices haber estudiado el tema y no me cabe duda que lo has hecho utilizando esa gran capacidad que se te reconoce. Por eso no entro en la discusión de si tiene la razón el ministro Cortazar o la tienes tú cuando dices que hay que ir más allá de los rediseños en que él ha estado empeñado, atacando lo que a tu juicio es el principal problema del Transantiago que es la estructura de propiedad con el que se creó.
Es posible que técnicamente tengas razón. Dices que has hablado con varios ministros y sugieres que no te han escuchado. Entonces aprovechas esta ocasión para que te oigan y votas con la derecha. Y es aquí donde creo que cometes un grave error.
Porque lo que sí me parece evidente es que la derecha, salvo públicas y honrosas excepciones, no está interesada en arreglar el Transantiago sino en hacer de éste el principal caballo de batalla para infligirle una derrota al Gobierno y a la Concertación en aras de lograr el "desalojo" tan proclamado. Entonces el Transantiago escapó del ámbito estrictamente técnico para convertirse en una batalla política.
Y la batalla política en Chile, más allá de la necesaria reconciliación y de la conveniencia de buscar acuerdos nacionales en determinadas materias, sigue planteada en lo fundamental entre quienes queremos escapar de la sociedad excluyente y clasista que nos dejó la dictadura para construir un país más democrático, libertario y justo y quienes sostuvieron esa dictadura sin haber dado muestra alguna de un cambio radical en sus concepciones.
Tú sin duda fuiste un hombre muy cercano y leal con el Presidente Allende. Pero haber sido uno de sus ministros nos entrega sobre todo la responsabilidad de mantener vivo su legado ante las nuevas generaciones y nos obliga a actuar en consecuencia con pública nitidez.
A pesar de los errores que su Gobierno pueda haber cometido, es la Presidenta Bachelet y su profundo programa de transformaciones progresistas quien hoy mejor representa ese legado. Ella fue la elegida por el pueblo chileno para ejercer la dirección de este proceso de cambios en estos 4 años. Sin duda, tienes derecho a luchar para que se corrijan los errores de acuerdo a tu punto de vista, pero sin traspasar los límites. Siempre será preferible perder al interior de los tuyos que ganar de la mano de la derecha.
Con afecto, Pedro Felipe Ramírez